Aceite de Argán vs Aceite de Rosa Mosqueta


Aunque dicen que 2015 está siendo unos de los años más calurosos, no debemos descuidar nuestra piel. La hidratación profunda es la clave, y como es normal, muchas tenemos dudas respecto a qué producto será mejor para nuestra piel.

Hoy vamos a comparar dos aceites, el de rosa mosqueta, del que se habla desde hace bastantes años, y el de argán, que está cogiendo fuerza. Hemos comprobado mediante Google Trends que, si bien, se empezaron a hacer búsquedas de "rosa mosqueta" hacia 2006, no es hasta 2013 que comienzan las búsquedas de "argán", así que la rosa mosqueta lleva unos añitos de ventaja. 

Aceite de Argán

Destaca por su contenido en ácidos grasos insaturados, en vitamina E, esteroles y compuestos fenoleicos. Hidrata la piel en profundidad y ayuda a que se regeneren las distintas capas de la piel, aportando luminosidad y evitando arrugas y marcas.

El aceite de argán es ideal para:

  1. Los problemas de acné. Ayuda a regular la función de las glándulas seborreicas.
  2. Pieles grasas ya que hidrata en profundidad.
  3. Pieles con arrugas y signos de expresión, reduciendo las líneas de expresión.
  4. Para cuidar el cabello desnutrido y sin brillo. 

Aceite de Rosa Mosqueta

Destaca por sus múltiples nutrientes, es riquísimo en ácidos poli-insaturados (80%), muy particularmente en ácido linoleico y alfa-linoleico, contiene Vitamina A y consigue promover la renovación de la piel. 

Por ello es ideal para:

  1. Disminuir cicatrices y estrías, y marcas de la piel de todo tipo.
  2. Atenuar las manchas de la piel y hacer que el tono sea más uniforme.
  3. Pieles secas ya que les aporta hidratación y nutrientes para que pueda renovarse la piel y tenga mejor aspecto.
  4. Para cuidar cabellos secos y escamosos, ya que les aprota hidratación y ayuda a que disminuya esta aspereza capilar.

¡Esperamos haber sido de ayuda para escoger el aceite que sea mejor para vuetra piel!

 

 


Dejar un comentario